La digestión, absorción y oxidación de los ácidos grasos

Publicado el 14 junio, 2012 | Research

Las biodisponibilidad y las vías moleculares de los lípidos en el organismo

Los lípidos son biomoléculas constituidas por grupos de ácidos grasos y almacenados en la forma de triacilgliceroles en el organismo humano; los ácidos grasos pueden ser clasificados de acuerdo su grado de saturación, esencialidad y tamaño molecular de la cadena carbónica o número total de carbonos que presenta usándose de diversas formas en una dieta habitual o una específica relacionada al deporte.

El grado de saturación es caracterizado por el número de dobles conexiones clasificándose en saturados (sin dobles conexiones), mono-insaturados (una doble conexión y poli-insaturados (más de una doble conexión); mientras la esencialidad de los ácidos grasos es determinada por la capacidad de ser producidos bioquimicamente o no por el organismo; los ácidos grasos esenciales son el linoleico y lo alfa-linolénico. 

El hígado, tejido adiposo y glándulas mamarias son capaces de sintetizar ácidos grasos saturados y mono-insaturados, sin embargo, lo mismo no ocurre con ácidos grasos poli-insaturados como el Omega-3 y 6. 

  • Los ácidos grasos contienen cadenas de átomos de carbono y se dividen en ácidos grasos de cadena corta (AGCC – 2 a 4 carbonos), ácidos grasos de cadena media (AGCM – 6 a 12 carbonos) y ácidos grasos de cadena larga (AGCL – 14 a 22 carbonos).
  • Cuando tres ácidos grasos están conectados a la molécula de glicerol forman los triacilgliceroles que de acuerdo al tamaño de los ácidos grasos son clasificados en triglicéridos de cadena corta (TCC), cadena media (TCM) y cadena larga (TCL).

La biodispobibilidad de los ácidos grasos

El tamaño del ácido graso interfiere en sus diferentes efectos fisiológicos en la digestión, absorción y oxidación; el proceso de digestión se inicia en el estómago, pasando por el intestino delgado, donde la digestión es completada y ocurre la absorción.

  • En el estómago ocurre la digestión pre-intestinal, a través de la acción mecánica (movimientos de mezcla) y enzimática (acción de las lipasas lingual y gástrica), que presentan acción preferencial sobre ácidos grasos de cadena media. 
  • En el duodeno, el quimo sufre acción de la bilis, que intensifican el proceso de emulsificación de los lipídios y, a partir de ahi el proceso de digestión ocurre principalmente a través de la lipasa pancreática.

La biodisponibilidad digestiva de los TCM (cadena media) es mayor que a de los TCL (cadena larga); su bajo peso molecular cuando es comparado al de los AGCL (ácidos grasos de cadena larga) les confiere mayor hidrosolubilidad y esto facilita el proceso digestivo, de absorción y de transporte al hígado. 

La absorción de los AGCM (ácidos grasos de cadena media) puede ocurrir de manera independiente de la secreción pancreática, por la acción en el interior del enterócito de la lipasa intracelular; por esas características, los AGCM son considerados fuente rápida de energía, pues al contrario de los AGCL (Cadena larga) no son significativamente incorporados en lipoproteínas (quilomicrones y VLDL) siendo absorbidos directamente en el torrente sanguíneo por la circulación central. 

Por otro lado, los AGCL (ácidos grasos de cadena larga) después de ser absorbidos en el borde de los enterocitos son incorporados a las apolipoproteinas, fosfolipídios y colesterol formando los quilomicrones que alcanzan al sistema linfático.

Las vías moleculares

Después de la absorción y transporte, dependiendo del tejido y de la demanda metabólica, los ácidos grasos podrán seguir diferentes vías; oxidación, conversión en triacilgliceroles o fosfolípidos de membrana; la oxidación ocurre entre 90% a 95% en la mitocondria, el restante en los peroxisomos (oxidación peroxisomal) del riñon y del hígado. 

Al llegar a las células para ser oxidados, los ácidos grasos atraviesan la membrana celular alcanzando el citosol; a partir de ahí, deben atravesar la membrana mitocondrial, antes de alcanzar su matriz, donde la oxidación efectivamente ocurre. 

Los AGCL (cadena larga) necesitan del auxilio de la carnitina para ultrapasar la membrana mitocondrial, ya que los AGCM (cadena media) por ser más solubles en agua y más pequeñas, pueden entrar en la mitocondria independientemente de la actividad transportista de la carnitina; sin embargo algunos estudios demostraron que una pequeña porción del ácido laurico necesita estar asociado a la carnitina.

  • La tasa de oxidación de los AGCM (cadena media) es mayor y más rápida que de los AGCL (cadena larga) y presentan una más pequeña densidad calórica (8,2-8,3 kcal/g). 
  • La beta-oxidación de los AGCM (cadena media) ocurre en la matriz mitocondrial, donde una Acetil-Coa específica es sintetizada a partir de los AGCM (cadena media). 
  • Cuando ocurre una producción abundante de Acetil-Coa, proveniente de la ingesta aumentada de AGCM (cadena media) habrá una directiva para la producción de cuerpos cetónicos que hará que exista una elevación modesta y no perjudicial de concentración de cuerpos cetónicos en la sangre que serán usados para la producción de ATP.

La clasificación de los ácidos grasos

Aquí observamos sus nombres comunes y fórmula reducida con el número de carbonos y dobles enlaces de la molécula.

Acidos Grasos

Artículos relacionados:

Deja un comentario