Haz fondos en casa, fortalécete y diviértete saludablemente

Publicado el 16 marzo, 2020 | Workout

Hay tantas cosas que hacer, y puede ser difícil equilibrar las cosas entre el trabajo y la vida privada; sin embargo hacer fondos en casa puede ser una manera interesante de pasar el tiempo con los tuyos en estos días.

Afortunadamente, cada problema tiene una solución; las personas a veces no están seguras de hacer ejercicio en casa porque piensan que puede ser imposible tener los mismos efectos que en el gimnasio. Claro, no tendrás todo ese ambiente, esos equipos y accesorios, sin embargo, no significa que los efectos serán menores, por lo menos si haces fondos en casa.

Ahora bien, si te consideras un novato total en el área del entrenamiento de fuerza, te aseguramos que encontrarás muchas ideas interesantes y útiles para hacerte un gimnasio en casa. En fin, veamos qué podemos descubrir sobre hacer esos fondos en casa, que además de divertido, podría ser desafiante para ti, tus hijos o tu pareja.

¿Porqué hacer fondos en casa?

Si te apasiona hacer ejercicio y decidiste trabajar en tu ambiente estos días, una cosa a considerar es preparar como un sitio para hacer fondos en casa. Bueno, antes de describir algo sobre este fabuloso ejercicio, tanto para novatos o atletas con experiencia, es sinceramente un desafío personal mantener el ritmo, que no solo motiva, sino también fortalece el cuerpo, la mente y por supuesto el sistema inmunológico, que es vital para estar alejados de los virus.

Si usarás una silla o banco, debe ser suficientemente firme para que no te lastimes: si quieres entrenar tus tríceps, una silla o banco será suficiente y si quieres entrenar tus pectorales, necesitarás dos sillas o incluso dos camas, pues bien, vamos a lo que tienes que hacer.

  • Siéntate en el borde de la silla.
  • Sostén el borde firmemente con las manos y estira las piernas frente a la silla.
  • Luego baja lentamente usando la fuerza de tus manos y sumérgete.

Este es el más común entre las variaciones de fondos para principiantes; el punto es que debes hacer tantas repeticiones como sea posible sin descanso. Intenta aumentar el número de repeticiones cada vez que hagas el ejercicio durante estos días en casa; cuando logres hacer 50 repeticiones sin descanso, estarás no solo cogiendo más fuerza, sino mejores pectorales o brazos, además de coger más salud, puesto que tus células se sentirán saludables.

Ahora bien, no tener una silla adecuada no debería ser una razón para no hacer fondos en casa; muchos muebles como un sofá, una o dos camas o una mesa harán el trabajo. Aquellos que recién comienzan también pueden optar por hacerlos en el piso que son otra variación para principiantes y, en este caso, se podría hacer con las rodillas dobladas y los pies en el piso, con las manos detrás de la espalda.

Mientras entrenas en casa, protege su salud integral

 



Cupón Descuento MASmusculo.com STRONGSITE

Cómo hacer fondos en casa para tríceps

Es bastante básica pero útil; hacer este ejercicio en casa no solo fortalece los tríceps, sino también los hombro, por consecuencia, tus brazos generalmente se vuelven más fuertes.

Es lo mismo que con la máquina, excepto que es mucho más fácil para los principiantes; la razón de esto es que con máquinas o barras estarás levantando todo tu cuerpo, mientras que cuando usas la silla o un banco, usas solo una parte de tu peso corporal, pero deberías pensar hacerlo 10 veces, antes de pensar en el progreso que puedas tener haciendo fondos en casa para tríceps.

Cómo hacer fondos en casa para el pectorales

Los fondos para pectorales son mucho más exigentes y requieren una mayor fuerza, pero cuando desees hacerlos en casa para desarrollar los músculos del pecho, tendrás que usar un enfoque ligeramente diferente; es mejor usar fondos de barras paralelas, ya sea con algún accesorio en casa o en tu patio.

Ahora bien, si has decidido usar sillas o algún mostrador de cocina, recuerda que deben estar un poco más separadas que el ancho de los hombros y las palmas de tus manos deben estar entre los soportes y los codos bien abiertos para que puedas inclinarte hacia adelante con la rodilla doblándote a 90 grados, para bajar lentamente hasta que la parte inferior de tus pectorales esté al mismo nivel que la parte superior de las sillas.

¿Disfrutas de tus entrenamientos en casa?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *