Personaliza el uso de tus polvos de proteína

Publicado el 24 agosto, 2021 | Suplementos

Los polvos de proteína han recorrido un largo camino desde que se introdujeron por primera vez hace más de 70 años y, con el tiempo, la mezclabilidad, el sabor y la textura han evolucionado hasta alcanzar nuevos niveles de excelencia.

Del mismo modo, no solo han evolucionado polvos de proteína, sino también la forma en que se utilizan. En el pasado, eran de uso casi exclusivo de los culturistas, pero hoy casi todas las personas activa que quieren mantenerse sanas  disfrutan de sus propiedades todos los días.

Además, las proteínas se han trasladado más allá del gimnasio hacia la cocina, combinando su poder con creativos y múltiples usos más personalizados ¿te animas a probarlos?.

Impulsa sus propiedades

Amplía el poder de cualquiera de los polvos de proteína mezclándolos con una base más allá del agua:

  • Si deseas agregar una proteína completa y alcanzar una consistencia cremosa, mezcla tu polvo con leche de vaca o leche de soja.
  • Si deseas agregar un sabor a nuez con una textura suave, mezcla con “leche” de nueces como almendras, anacardos, lino, cáñamo o avellanas.

En fin, puedes elegir  la bebida que prefieras, pero ten en cuenta cómo modificará la textura y el nivel nutricional de tu batido proteico.



Cupón Descuento MASmusculo.com STRONGSITE

Se creativo con las mezclas

Mejora tus recetas hechas con polvos de proteína innovando con tus mezclas. Todo lo que necesitas es una licuadora y algunos de tus ingredientes favoritos, por ejemplo,

  • Si deseas agregar algunos ácidos grasos de origen vegetal, añade semillas de chía o linaza.
  • Si deseas agregar antioxidantes, añade arándanos o fresas.
  • Para aumentar el nivel de micronutrientes, agrega verduras como espinacas o pasto de trigo.
  • Para aumentar la fibra, agrega avena o almendras.
  • Y, si quieres aumentar tus calorías, simplemente agrega MCT, aguacate o mantequilla de cacahuete, lo que además te dará un mejor nivel nutricional caloría por caloría.

Las opciones son infinitas, entonces, simplemente  mezcla, sirve y disfruta

Horneando polvos de proteína

Los polvos de proteína son tan versátiles que se pueden agregar a los productos horneados de todos los días o tus recetas familiares secretas, por ejemplo, galletas, pasteles, tartas,  pudines, barras de cereales, magdalenas, panes, etc.

Experimenta con los nuevos sabores divertidos hoy disponibles, como caramelo salado, frutos secos, chocolate o pastel de cumpleaños.

Además, para que tus recetas horneadas más saludables, en lugar de mantequilla, margarina o manteca vegetal, sustitúyelas por frijoles, aguacates, plátanos, calabaza o yogurt.

No olvides que puedes enriquecer el sabor de tus preparaciones  agregando vainilla, nuez moscada o canela. Para endulzar tus batidos, podrías usar néctar de agave, stevia o alguna innovación edulcorante bajo en calorías.

Rompe el ayuno con polvos de proteína

Agrega polvos de proteína como refuerzo de tu  desayuno, ya que se pueden mezclar fácilmente con algunos de tus alimentos o bebidas de la mañana, equilibrando tu desayuno con carbohidratos más proteínas.

Por ejemplo, úsalo en tu café matutino, té matcha, té chai o café con leche, o en tu yogurt, avena o granola… no hay problemas, pues hay sabores para todos…

De esta forma, tomarás un desayuno equilibrado que te ayude con la síntesis proteica, tu energía y tu saciedad para el resto del día.

Cocinando con polvos de proteína

Prueba añadiendo polvos de proteína sin sabor a tus recetas favoritas, simplemente mezclándola con tus aderezos para ensaladas caseros, salsa para pasta, sopas, chile, quiches y masa de pizza… todo depende de tu creatividad…

Con estas formas de personalizar y elevar tu calidad nutricional, obtendrás todas sus bondades para tu salud y rendimiento.

Si quieres hacerte un helado antes de que el verano culmine, echa un vistazo a este vídeo preparado por MASmusculo

Deja un comentario