Los efectos de la medicación en la hipertrofia

Publicado el 21 noviembre, 2012 | Research

El apoyo puntual para combatir el dolor puede ser perjudicial para el crecimiento muscular a largo plazo

Existen ciertos tipos de medicamentos para reducir o eliminar el daño muscular y que podrían tener un potencial negativo sobre las células satélite; en MASmusculo sabemos que éstas son las células madres del músculo y que residen adyacentes a las fibras musculares permaneciendo en estado latente, siendo requeridas para la reparación y la regeneración muscular como en el post-entrenamiento.

Uno de los papeles más importantes de las células satélite es su capacidad para aumentar el número de núcleos en los músculos que son responsables de producir las proteínas necesarias para el crecimiento muscular; los expertos de MASmusculo citan que durante las actividades diarias normales la cantidad de núcleos en los músculos es suficiente para llevar a cabo la remodelación del tejido muscular, pero esto no sucede cuando se entrena intensamente.

El entrenamiento intenso aumenta sustancialmente los requisitos para la síntesis proteica y es aquí donde las células satélites entran en juego porque las contracciones musculares activan las células satélite, que luego se proliferan (se multiplican en número), se diferencian (se hacen más especializadas), y luego se fusionan con las fibras musculares trabajadas donde donan su núcleo de manera que los músculos puedan producir más proteína para apoyar el crecimiento contínuo.

La teoría actual del Team MASmusculo es que sin un suministro eficiente y constante de células satélite, la hipertrofia muscular en última instancia no se dará como deseamos; en estos casos tomar ciertos tipos de comprimidos para calmar los dolores podría afectar los efectos del entrenamiento mediante el bloqueo de la síntesis de prostanoides diferentes.

Lo que pasa es que los prostanoides estimulan la proliferación, diferenciación y la fusión de células satélite y que según los estudios certificados por MASmusculo producen una disminución significativa en la actividad de las células satélite al momento de tomar algunos medicamentos para combatir los daños musculares.

Artículos relacionados:

Deja un comentario