Los Mejores Snacks de Proteínas

Publicado el 24 octubre, 2013 | Health

Alternativas interesantes cuando se sigue una dieta anabólica

La mayor parte de los practicantes de musculación ingieren comidas con proteína cada 2 a 4 horas a lo largo del día y a veces tienen dificultades en encontrar alimentos ricos en proteína que no exijan mucha preparación y que puedan ingerir de forma rápida; otras veces necesitamos de alimentos proteicos que se mantengan bien conservados durante varias horas, para las media mañana o tarde, para llevar en el bolso o para tomarlos en los momentos justos.

El Yogurt Griego Magro

Puede ser considerado un tipo de queso al cual se le remueve el suero de la leche a través de un filtro, quedando un alimento con una consistencia entre el yogurt y el queso, pero con el gusto amargo del yogurt; en general es más calórico que el yogurt natural pero existe una versión prácticamente sin grasa o azúcar.

Por cada 100 gramos, esta versión contiene 59 calorias, 10,3 gramos de proteína, 4 gramos de carbohidratos y su tenor en grasa es inferior a 0,1 gramos; estos valores dan al yogurt griego magro una puntuación muy alta como fuente disponible de proteína de alta calidad.

El Requesón Magro o Ricota Light

Este tipo de queso comenzó a ser producido en Italia, y al contrario de lo que acontece con la mayor parte de los quesos, es producido a partir del suero de leche (Whey), un sub-producto de la producción de queso común; en sí, es un queso fresco, con un tenor bajo de grasa, y como está hecho de la proteína de suero, es el de mayor valor biológico.

Esta es una excelente opción para quien necesita de una fuente de proteína “rápida” que no necesite de mucho tiempo de preparación; solo se necesita mantener este queso en un sitio fresco y estará siempre listo para comer.

Como ejemplo, el requesón light cuenta con 15,8 g de proteína, 6,8 g de grasa, y 5,5 g de carbohidratos por cada 100 gramos; los valores nutricionales pueden ser diferentes entre varias marcas, pero la idea es verificar los que tienen menos grasa y carbohidratos.

El Queso Cottage Magro

Es otro tipo de queso que se convierte en una excelente opción para un snack o comida rápida con proteína de lenta digestión; es básicamente una cuajada de queso hecho a partir de la leche de vaca, que tiene sabor suave y que necesita ser refrigerado para ser consumido durante un buen tiempo.

Por cada 100 gramos, el queso cottage puede contar con 73 calorias, 14,3 g de proteína (caseína), 3 g de carbohidratos y sólo algo de grasa (0,39 gramos).

Los Camarones

Son ricos en proteína y pobres en grasa, y están completamente libres de carbohidratos; por cada 100 g de camarones, tenemos 99 calorías, 22.6 g de proteínas, y solo 0,8 g de grasa, pudiendo ser consumido cocido con o sin cáscara, y servidos calientes o fríos, con solo 5 a 7 minutos para cocinar en forma salteada, cocidos o asados con ajo, pimienta, u otras especias o aderezos.

Siempre debe estar refrigerado usando compresas de hielo en un saco térmico, o en el refrigerador hasta la hora de su consumición.

El Salmón Ahumado

Puede ser una opción poco común, pero puede ser el alimento conveniente para consumirlo en una media merienda; por cada 100 gramos contiene 117 calorías, 18,2 g de proteínas, 4,3 g de grasa y no tiene carbohidratos, pudiéndose consumir con una mezcla de otros ingredientes como las ensaladas.

El Atún 

La versión enlatada al natural es una de las formas más fáciles de apilar proteínas de alta calidad a cualquier hora, además si se mantiene cerrado, se conserva durante bastante tiempo sin perder sus cualidades nutricionales, y es bastante  práctica para ser transportada a cualquier sitio.

Por cada 100 gramos, el atún al natural contiene solo 90 calorías, 20,5 g de proteínas, 0,7 g de grasa y contiene muy poco carbohidratos (0,1 g), convirtiéndose en una alternativa válida a los suplementos como el Whey Protein, la Caseína y la Albúmina.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *