Guía de Preparación de Comidas, Parte 2 – PLANIFICACIÓN Y COMPRAS

Publicado el 22 marzo, 2017 | Health

En las etapas de planificación para la preparación de comidas, querrá asegurarte de que estás cubriendo tu necesidad de proteínas, verduras, grasas saludables y almidones. Una manera sencilla de comenzar la preparación de comida es simplemente mezclar y combinar un elemento de cada categoría ya que se adaptará a tus macros. Al preparar de esta manera, tu lista de supermercado simplemente tiene que incluir suficientes opciones de cada categoría y no hay necesidad de seleccionar recetas y ingredientes de la lista aquí.

Para la preparación de la primera comida, podrías comprar el pollo + espárrago + patatas dulces y ajustar las cantidades para que se ajusten tus macros y metas de calorías.   Además, elije cuántos días deseas preparar (está bien empezar con 3-4 si todavía no estás listo para abordar una semana completa) y asegúrate de que tus ingredientes durarán.

Si deseas cuatro pequeñas porciones de pechuga de pollo para 4 comidas, tendrás que comprar al menos 700 gramos de la misma en el supermercado. Si tienes demasiada pechuga, puedes congelar para usarla después, para la segunda parte de la semana; recuerda, si sigues alguna receta, debes leer todo lo que necesitas para ir a comprar y este proceso se hará más rápido una vez que tengas tu despensa bien surtida.

Para dividir las categorías durante la preparación de comidas, te mostramos los alimentos típicos que se usan para preparar la mayoría de las recetas;

  • Proteínas: pollo (pechuga o pata), pavo (carne molida o de pechuga), carne magra (solomillo o cortes especiales), lomo de cerdo, salchichas de pollo, conservas de atún y salmón.
  • Carbohidratos (almidones y verduras): arroz (marrón o integral), patatas (dulces o blancas), granos (avena, blugur, mijo, centeno o maíz), quinoa, verduras crucíferas (brócoli, coliflor, coles de Bruselas), hojas verdes oscuras (lechuga, espárragos, cebollas de hoja), pimientos, legumbres (toda variedad de frijoles y lentejas).
  • Grasas saludables: aguacates, aceite de coco, aceite de oliva, mantequilla de nuez y semillas de girasol o lino.

No te olvides de cargar tu canasta con bocadillos saludables mientras estás de compras;  te recomendamos el yogur griego, queso cottage, huevos duros, barras de proteína, pasteles de arroz, frutos secos y frutas frescas.

Existen opciones en MASmusculo que son demencialmente saludables como las hamburguesas fit, las salsas y mermeladas, aderezos, alimentos frescos diet, cereales, cremas para untar, pastas o dulces y galletas que pueden complementar la dieta de cualquier deportista que desea mantener un cuerpo diez, disfrutando de sus mayores antojos.

Para cocinar, utiliza el coco por sus aceites benéficos

 

Cupón Descuento MASmusculo.com STRONGSITE

Problemas con algunos alimentos

Mientras puedes ser flexible con algunos alimentos a preparar y envasar, hay algunos que no son tan buenos, como por ejemplo el pescado fresco que pierde mucha textura una vez que se ha almacenado en el refrigerador ya que menudo no se recalienta bien; ahora bien, si estás buscando añadir omega-3 a partir de pescados durante la preparación de comidas, podrías seleccionar el atún y el salmón en conserva.

Por otro lado los platos de pastas también pueden ser difíciles de almacenar; si se almacena la pasta ya sazonada, la pasta acaba absorbiendo toda la salsa.  Para los propósitos de la preparación de la comida, es mejor cocinar las pastas por separado y las salsas por separado, almacenándolas así en el refrigerador.

Comienza siempre con ingredientes de calidad

Si te estás quedando sin ideas sobre la preparación de comidas o no estás impresionado por las opciones nutritivas en el supermercado, es posible que desees hacer compras en el mercado de un agricultor local que te asegura usar ingredientes estacionales variados. La mayoría de los mercados ofrecen una buena selección de productos locales como carne de alta calidad, huevos y productos lácteos. Por lo general, se termina pagando menos por un vegetal que se cultiva en la localidad que uno que tiene que ser embalado y enviado a tu ciudad.

Si realmente deseas mezclar tu preparación de comida, ver si alguna granja o tienda te puede enviar una caja de productos frescos semanalmente. Así te ahorras tiempo y además te aseguras que estás usando ingredientes de calidad en la preparación de comidas; esto puede hacer una gran diferencia en sabores y nutrientes.

Consejos para ahorrar dinero al comprar

Cuando estamos discutiendo sobre la preparación de comidas o incluso sólo admirando algunas de las fotos épicas de preparación de la comida en alguna red social o youtube, a menudo oímos a la gente quejándose de lo caro que la preparación de la comida debe ser. Para ser muy honestos, la comida preparada no es más cara que la alternativa de un restaurante donde todo suma, desde los ingredientes, la cocción, los chefs, mozos y gastos del negocio.

No solo la preparación de comidas es asequible de por sí; hay maneras de hacerlo aún más barata, por ejemplo, buscando folletos de ventas en la tienda de comestibles local. De esta manera, puedes planificar la lista de comestibles entorno a los artículos que están en oferta y cuánto presupuesto puedes ahorrar semanalmente y verás que son muchos euros.

Sigue con los siguientes consejos prácticos que te enseñamos paso por paso

  

¿ Cuales son tus ingredientes favoritos ?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *