La L-Carnitina y su Poder Metabólico

Publicado el 16 noviembre, 2013 | Research

Variantes interesantes para usar uno de los suplementos básicos para entrenar

Muchos nos preguntamos porque entrenamos, unos responden que por el físico fenomenal en una camiseta o un bikini, otros por sentir la fiebre de estar en el gimnasio como los amigos de MASmusculo, pero todos se enfrentan a un obstáculo común; la pasión de entrenar tiene un límite y esa pared con que se choca se relaciona con la energía corporal y mental de cada uno, y según el esfuerzo se requiere de un gran apoyo nutricional.

Afortunadamente, la ciencia de la nutrición y la propia industria nos han bendecido con una gran cantidad de suplementos diseñados enteramente en torno a las necesidades aparentemente interminables de la resistencia incondicional de una atleta; la L-carnitina es uno de uno de los mejores ejemplos.

Descubierta en 1905 por dos investigadores rusos, la L-carnitina es ampliamente considerada como uno de los medios más eficaces para desarrollar la resistencia, quemar grasa y reducir los tiempos de recuperación después del entrenamiento; como resultado, es una de las preferidas por los atletas profesionales y amateurs en todo el mundo.

Como funciona la L-carnitina

Dentro de todas las células se fábrican unidades microscópicas conocidas como mitocondrias; la única función de la L-carnitina es el transporte de los ácidos grasos de los alimentos (incluyendo aquellos difíciles de quemar grasas marrones y saturadas) a la mitocondria, y a partir de este punto, se convierten en energía que puede ser usada inmediatamente.

No hace falta ser un ingeniero genético para justificar lo beneficioso de sus propiedades, porque cada movimiento que se hace, esta a merced de este proceso, y sin los niveles adecuados de la misma, el sistema se vuelve vulnerable al fallo muscular, la fatiga y la lentitud al desarrollar algunos esfuerzos.

Por el contrario, una buena reserva de L-carnitina permite convertir grasa almacenada en energía prescindible, lo que permite al practicante entrenar más duro y durante más tiempo sin el impacto en el sistema nervioso como algunos estimulantes.

Los beneficios reales de la L-carnitina empieza al final del entreno, porque desde su descubrimiento, los más de 18.000 estudios publicados, lo han convertido en uno de los suplementos más recomendados por todos los profesionales nutricionistas; las conclusiones se basan además en que puede mejorar la capacidad mental, sanar las lesiones relacionadas al deporte, apoyar al sistema cardiovascular, aumentar la fertilidad masculina y promover una piel saludable.

Aún más interesante es que se llevan a cabo más de 300 estudios de cada año, ya que la tecnología sigue evolucionando, sobre todo sobre el estricto control de calidad según sus variantes y la formulaciones; La L-carnitina se debe tomar antes de la actividad física y es absorvida rápidamente por el cuerpo, aunque los atletas de resistencia y de alto impacto se benefician también por tabletas que se liberan de forma más lenta.

Una Recomendación Profesional

Las variedades L-Carnitina Tartrato y la Acetil L-Carnitina; además de la comparación entre la L-Carnitina y el CLA para pérdida de grasa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *