Corriendo en la Montaña

Publicado el 19 noviembre, 2013 | Health

La planificación desde el vestuario hasta la climatización

Si recientemente una persona ha comenzado una rutina para correr, no siempre querrá estar confortable sobre la cinta bajo el techo o en la casa, porque la adrenalina del que empieza a ejercitarse y correr al aire libre, y aunque tiende a ser más difícil de realizar, la madre naturaleza brinda la cura eficaz al aburrimiento con una dosis de vitamina D, estimulando la habilidad de un atleta, incluyendo su capacidad de chocar no solo con su límite aeróbico, sino también con algunas trampas que el terreno puede ofrecer.

El Calzado

Recordemos que cuando se entrena al aire libre, se debe hacer frente a los elementos del terreno, además del esfuerzo añadido de cada paso que debe impulsar el cuerpo hacia arriba o hacia abajo pero siempre adelante, acelerando o desacelerando encima de una superficie irregular que es inspiradora pero que también tiene la resistencia del viento, obstáculos, barro, y por supuesto, presión en las articulaciones y los músculos.

Dependiendo de la época del año, la posibilidad de rodar en un tobillo o deslizarse sobre el hielo podría ser mayor, así que el calzado deportivo debe estar a la altura; los estándares pueden ser suficientes, pero según el terreno áspero, rocoso, montañoso o sucio, la elección de un «trail running» puede ser la mejor opción.

La diferencia está en el apoyo, la amortiguación, la protección del pie, o hasta la corrección del movimiento según la situación o distancia que se recorrerá; estos zapatos modernos para correr en la montaña, incluyen todo, incluida una forma de bota para los terrenos más complicados.

Planeando la Hoja de Ruta

En la cinta de correr, sólo se tiene que pisar, correr y bajar; en el mundo real las emociones del aire libre y correr más allá de los límites cuando el stock de energía está agotado o las ampollas empiezan a aparecer, o la distancia es mayor en relación al tiempo, son cosas a tener en cuenta cuando llega el momento de entrenar o correr en la montaña.

Si a una persona que corre, le gusta la aventura, todo debe ser planificado, desde llevar un GPS, un pequeño stock de alimentos y primeros auxilios, un mapa, y unas botellas de agua/suplementos líquidos para resistencia; todo esto debe ser coherente a la seguridad personal, porque cuando se sale, se tiene que volver.

La Climatización

Dentro de un gimnasio moderno las condiciones son previsibles, pero cuando los elementos de la naturaleza cambian conforme al día o a una temporada, se debe comprobar el parte meteorológico antes de correr y vestirse de acuerdo a este factor; se debe tener en cuenta que la temperatura corporal está por encima que la temperatura ambiente, recordando que ésta aumenta a medida de que se entrena.

Cuando se corre en el frío, sobre todo en el invierno no solo se debe usar una ropa diseñada para absorver el calor, también tomar previsiones como abrigarse las manos, los pies, las orejas, la cabeza y los ojos; hay camperas térmicas, pero hay que tener en cuenta que el vestuario no debe entorpecer el entrenamiento.

Prestar Atención 

Es mejor explorar primero una larga ruta caminando y tomar nota de las colinas o retos inesperados para tomar los recaudos necesarios; de lo contrario, la primera salida corriendo será como una exploración peligrosa por los riesgos, sin embargo al caminar, se puede manejar la dificultad con criterios, añadiendo retos o sacándolos, de acuerdo a la preferencia personal.

La atención también se debe centrar en el tiempo a recorrer, el medio ambiente, la elevación, el tipo de terreno, o el nivel de esfuerzo de acuerdo a cada tramo planificado.

Hidratarse y Reposar

En la cinta simplemente se puede pulsar «pausa» e ir a buscar una bebida, pero al correr al aire libre no se tiene disponible este lujo, sobre todo en los senderos; las fuentes de agua pueden ser muy pocas, por ello el plan de hidratación debe ser importante, y es donde entra en juego los geles y líquidos adicionales que son fundamentales para la seguridad y el rendimiento dentro del entreno.

Otro punto relevante es tomarse el tiempo para descansar cada 20 minutos, manteniendo el combustible y los fluidos bien equilibrados; aquí entran en juego algunos suplementos de intra-entreno para reponer los stock energéticos y de glucógeno, y otras alternativas para tener mayor resistencia.

Deja un comentario