Aligerar la dieta este verano con alimentos y bebidas refrescantes

Aligerar la dieta este verano con alimentos y bebidas refrescantes

Publicado el 10 junio, 2016 | Health

No es necesario morirse de hambre entrando en una dieta alocada para ponerse los pantalones cortos o el bikini este verano; el secreto de la pérdida de peso es elegir alimentos saludables y consumir menos calorías de las que se quema, por ello hay que tomar las mejores decisiones de alimentos en el verano y, los platos pesados ricos en calorías son los menos recomendables. Aligerar la dieta este verano con alimentos y bebidas refrescantes es lo que se debería hacer, aprovechando el regulo de la naturaleza, que está en apogeo en la temporada.

Las frutas y verduras deliciosas frutas abundan en los mercados agrícolas y en la tienda del barrio; además de ser bajos en calorías, están cargados con las vitaminas, minerales, antioxidantes y fibras necesarios para satisfacer a la persona más glotona de todas. Cuando se disfrutan de los productos frescos de temporada el control de las porciones al tratarse de rutas y hortalizas frescas pasan a un segundo lugar, porque solo añaden sabor y muchos nutrientes de calidad.

Para mantener la calma y reducir el tiempo en la cocina, se puede comenzar con productos preparados, tales como los pedazos de frutas y verduras lavadas y cortadas, que aunque cuestan un poco más, ahorran un montón de tiempo, siendo especiales para añadir a las brochetas, al pollo asado o las sopas preparadas.

Las sopas refrigeradas

Las sopas frías son algunos de sus platos favoritos para el verano; el gazpacho, la sopa de pepino y eneldo que contienen gran cantidad de verduras gruesas son una gran manera de comenzar una comida. La investigación muestra que una sopa baja en calorías como entrada hará que se tenga ganas de comer menos la comida principal; a continuación algunas combinaciones interesantes para disfrutarlas en cualquier momento.

  • Sopa fría de tomate y cerezas
  • Crema de aguacate y calabacín
  • Sopa de tomate, parmesano y gambas
  • Sopa fría de pepino, yogur y menta
  • Gazpacho de mango con gambas picantes
  • Gazpacho de tomate y melocotón
  • Gazpacho de hierbabuena y albahaca
  • Sopa fría de tomate y almendra

Las sandías

La mitad de la sandía proviene del agua; es una maravillosa manera de satisfacer la sed y un poco de dulce a una dieta para pérdida de peso. Recordemos además, que esta fruta además de algunos nutrientes contiene mucha l-citrulina, que según las investigaciones puede reducir el dolor muscular en el post-entreno, por otro lado es precursora de la l-arginina que ayuda a producir nitrógeno y mantiene sanos los vasos sanguíneos.

Las verduras asadas

Para los científicos, un plato de verduras a la parrilla es algo que no se puede perder una familia en verano. Puede ir al fuego, cebollas asadas, pimientos, calabacín, zanahorias, berenjenas, espárragos o ajos; para usarlas se puede hacer platos como las ensaladas con verduras asadas y queso de cabra, pastas con hierbas rescas y frittatas, o una brochetta de vegetales a la parrilla, además de acompañar los diversos tipos de carne que se consumen en la casa o con los amigos.

En el verano, cocinad con ingredientes sanos

 

Cupón Descuento MASmusculo.com STRONGSITE

Las ensaladas

Las ensaladas hacen que las comidas sean rápidas y saludables, además más que el cerebro para inventar no falta muchos ingredientes complicados para preparalas. Una mezcla completa es combinar frutas, quesería baja en grasas, frutos secos, jengibre, o alguna vinagreta, entre otros ingredientes pueden usarse de acuerdo a las horas del día; ahora bien, si hay una adicción por las carnes o pescados en las ensaladas, hay que pensar en ellos como un accesorio para las verduras, legumbres y granos.

Las bebidas reducidas o sin calorías

Los batidos, bebidas endulzadas, los cafés especiales, los tés azucarados y refrescos son los elegidos, sobre todo cuando hace calor afuera; sin embargo, las calorías se suman con la misma facilidad siendo el talón de Aquiles durante el verano, porque hay que tomar mucho líquido para manterse frescos, calmando la sed sin impactar sobre el apetito.

Se recomienda que estas bebidas refrescantes sin arruinar la dieta; los zumos de frutas, las infusiones, el agua de coco, las bebidas deportivas, o los vinos para acompañar las cenas están dentro del rango saludable. Todo es cuestión de saber que uno quiere por dentro y darle al cuerpo lo que pide, evitando siempre el alcohol o las drogas en las bebidas.

Los postres a base de frutas

Los antojos no se toman unas vacaciones de verano, siendo los dulces los preferidos; esto puede causar estragos en los esfuerzos de pérdida de peso, por lo que hay que elegir dejar pasar los postres ricos en calorías y transformarlos por dulces naturales o recetas hechas con productos bajos en grasa (lácteos, u otros), frutas como los melocotones, las piñas, las cerezas oscuras congeladas, las bananas, las uvas, entre otras.

¿ Cuales son vuestros hábitos de verano ?

Deja un comentario