La electroestimulación neuromuscular funciona con alta frecuencia

Publicado el 21 noviembre, 2018 | Workout

Además de su entreno regular, algunos atletas tratan de fortalecer sus músculos estimulándolos con pulsos eléctricos. La pregunta que todos se hacen es ¿si este enfoque, llamado electroestimulación neuromuscular o NMES, funciona o no?.

La investigación reciente de científicos en la Universidad Estatal de Texas no puede responder esa pregunta, pero el estudio publicado en agosto en la revista Medicine and Science in Sports and Exercise sugiere que la probabilidad de éxito es mayor si los estímulos eléctricos tienen una frecuencia relativamente alta.

La electroestimulación neuromuscular en realidad se ha desarrollado con fines terapéuticos, como la rehabilitación de personas que ya no pueden usar grupos musculares debido al daño a las vías neurales, pero a veces los atletas también lo usan como un complemento a su entreno de fuerza. Los terapeutas suelen utilizar estímulos eléctricos con una frecuencia que oscila entre 20 y 60 Hz; no está del todo claro a qué frecuencia el efecto en los músculos es óptimo, por lo que los texanos decidieron probar eso.

Trabajaron con 11 sujetos sanos, a los cuales trataron los cuádriceps de una pierna con estímulos de 20 Hz, y los cuádriceps de la otra pierna con estímulos de 60 Hz. Media hora después del tratamiento, tomaron muestras de los músculos tratados y determinaron la actividad de importantes moléculas de señalización anabólica.

  • Los voluntarios sanos (6 hombres, 5 mujeres) recibieron un ataque agudo de LF-NMES (20 Hz) y HF-NMES (60 Hz).
  • Las biopsias musculares se obtuvieron del músculo vasto lateral antes del primer tratamiento con NMES y después de cada tratamiento con NMES.
  • La fosforilación de las siguientes proteínas de señalización anabólica clave se midió mediante transferencia de Western, y las proteínas se expresan como una relación de fosforilada a total: mTOR, p70-S6 quinasa 1 y la eIF (proteína de unión al factor de iniciación eucariótico).

Los análisis de datos citan que la electroestimulación neuromuscular aumentó la actividad de las moléculas de señalización anabólica mTOR y S6K1. Este efecto fue más intenso cuando los investigadores utilizaron una frecuencia de 60 Hz que cuando administraron pulsos con una frecuencia de 20 Hz; los investigadores también observaron la 4E-BP1, pero esa molécula no respondió a la electroestimulación neuromuscular.

Además de estimular tus músculos, estimula tu recuperación

 



Cupón Descuento MASmusculo.com STRONGSITE

En conclusión, los datos de este estudio muestran que la señalización anabólica de la vía mTORC1 se regula al alza después de la estimulación eléctrica neuromuscular de baja frecuencia y alta frecuencia, y que se produjo una mayor regulación al alza después de la estimulación eléctrica neuromuscular de alta frecuencia. La estimulación de alta frecuencia o el mayor número de impulsos eléctricos emitidos como resultado de la alta frecuencia puede proporcionar un estímulo más fuerte para los procesos que inician la hipertrofia muscular, pero sirve como complemento y no como base de un entreno para estimular las fibras musculares.

Estos datos brindan una razón adicional para considerar el parámetro de frecuencia para el diseño de protocolos óptimos de tratamiento de estimulación eléctrica neuromuscular terapéutica para apuntar al crecimiento o mantenimiento muscular y sugieren que la estimulación de alta frecuencia puede ser más efectiva.

¿ Utilizas técnicas alternativas a tu entreno ?



Fuente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *