Los probióticos y la salud mental

Publicado el 29 septiembre, 2015 | Health, Research
Algunos de los probióticos también llamados psicobióticos pasan a ser la novedad en el campo de la neurociencia

Los probióticos son ampliamente conocidos como «bacterias amistosas», ya que ayudan a mantener un sistema digestivo saludable, pero también aumentan la inmunidad, y muchos profesionales de la salud recomiendan que se los consuman a diario, pero ahora los investigadores piensan algunos probióticos también pueden mejorar la salud mental, abriendo la literatura a esta novedad, con un nuevo modelo alimenticio llamado «psicobióticos».

Un artículo de revisión que fue publicado en línea en la edición de junio 2013 en la revista internacional de Psiquiatría Biológica dice un psicobiótico es un organismo vivo que, cuando se ingiere en cantidades adecuadas, produce un beneficio para la salud en los pacientes que sufren de enfermedades psiquiátricas, específicamente al sufrir depresión u otros trastornos relacionados con el estrés, pero que también puede ser usado en la nutrición deportiva para un mejor enfoque mental, que es fundamental para el entreno o las competiciones.

Según Alan C. Logan, un médico naturista y coautor del artículo en un centro de estudios de Connecticut, los probióticos ayudan a equilibrar la microbiota intestinal, que son las bacterias dentro de nuestro estómago; estas bacterias hacen mucho, pero, lo más importante, ss que protegen el revestimiento de las paredes del intestino. Un desequilibrio de la flora intestinal (debido al estrés psicológico o un alto contenido en grasas, o una dieta alta en azúcar, por ejemplo) puede conducir a la permeabilidad intestinal, lo que significa que parte de las bacterias podrían pasar a través de la mucosa intestinal en el torrente sanguíneo, llevando a la inflamación de bajo grado, induciendo a la obesidad, aparición de enfermedades, y en este plano científico, también a alterar la salud mental.

Las cepas probióticas beneficiosas, y aquellas que se encuentran típicamente en los alimentos, son los miembros de las familias Lactobacillus y Bifidobacterium, cita Logan. Un estudio del 2011 publicado en el British Journal of Nutrición y que monitoreó a adultos que recibieron un producto probiótico durante 30 días en el desayuno, que incluyó lactobacilos y bifidobacterias, comparados con placebo, encontró que el el estrés y la ansiedad tuvo una diferencia significativa, según el nivel de actividad, que fue similar para todos los integrantes del ensayo científico.

El estudio concluyó que la microflora intestinal juega un papel importante en el estrés, la ansiedad y la depresión, y que los probióticos y la salud mental deben relacionarse fuertemente mediante terapias que acompañen los trastornos psiquiátricos o sirvan para mantener un excelente enfoque mental. Aunque puede ser poco realista esperar que los probióticos reemplazarán a los medicamentos, o incluso a los modernos suplementos naturales en el tratamiento de la depresión, el mensaje por ahora es que no sólo ayudan a evitar el sobrepeso y las enfermedades, sino benefician a la salud mental, para cualquier plan deportivo, el trabajo, los estudios, e incluso a vivir por más tiempo.

Los alimentos psicobióticos

Los alimentos fermentados proporcionan bacterias buenas para nuestro estómago, según los expertos, además, de ser más fácil de absorverlos, llevando mejores nutrientes en el mejor tiempo a las células, y por consecuencia deben estar en la dieta diaria, recordando que los mismos no sobreviven en el colon durante más de una o dos semanas, entre ellos el yogurt, el buttermilk, el kéfir, el tempeh, el miso, el chucrut, el kimchi, o el té de Kombucha.

Probioticos

¿ Que tipo de desayuno y merienda preparáis diariamente ?

 

Fuente

Deja un comentario