La nutrición al entrenar, Parte 2

Publicado el 16 agosto, 2017 | Research

Al final del entreno, en el momento en que el atleta arrastra a su casa de cuerpo agotado de energía es el momento de pensar en la nutrición; una hora más tarde mezcla un batido de proteínas sencillo en un escenario espeluznante donde sus células musculares son casi sordas, mudas y ciegas a cualquier aumento de la insulina a partir de la sacudida que está ingiriendo. Como resultado, la insulina puede transportar aminoácidos y glucógeno a las puertas de las células musculares, pero no escucharán y no responderán.

Sin hogar, muchas de las moléculas de glucosa se almacenan como glucógeno o grasa siendo un punto relevante de la investigación sobre nutrición deportiva; y, aunque es dudoso que cualquier proteína sería almacenada como grasa, gran parte de ella terminaría en el hígado, que es una especie de purgatorio para los aminoácidos no utilizados. Metabólicamente, el cuerpo del atleta ha ido al infierno pero no ha vuelto; los niveles de glucógeno permanecen deprimidos, las hormonas catabólicas permanecen elevadas y la tasa de descomposición proteica supera la tasa de síntesis de proteínas en este momento en el post-entreno, donde la nutrición es parte del componente esencial del crecimiento.

Así que el efecto neto de este entreno supuestamente concienzudo es probablemente poco o nada de estímulo anabólico o crecimiento muscular resultante en este momento obviamente, y posiblemente incluso se dará algún almacenamiento de grasa en la comida de post-entreno. Sin embargo, la fuerza muscular puede seguir aumentando, ya que la fuerza suele ser en gran medida una respuesta a los estímulos neurológicos.

Pero si la hipertrofia y una mejor composición corporal son los objetivos, el atleta está con menos suerte de lo pensado y justamente por su falta de criterio sobre la nutrición; Vamos a contrastar lo anterior con lo que sucedería si el atleta sabía algo acerca de los suplementos de entreno moderno, respaldados por la ciencia.



Cupón Descuento MASmusculo.com STRONGSITE

El enfoque correcto sobre la nutrición

El atleta todavía bombeado conduce a casa y a pesar de que él siente que puede seguir levantando pesado hasta apagar las luces y cerrar las puertas; en ese momento sin esperar empieza a nutrir su cuerpo con un suculento batido del sabor que prefiere, aunque debería enfocarse en tomar un suplemento de post-entreno específico que encaja perfectamente aquí.

Las células musculares son extremadamente sensibles a los niveles de insulina todavía altos y los dipéptidos y tripéptidos recién ingeridos mediante un suplemento de post-entreno son transportados rápidamente a las células musculares aún codiciosas. Los niveles de cortisol, normalmente elevados después de un entreno, empiezan a ser golpeados y avergonzados y, el resultado neto de este enfoque sobre la nutrición en el post-entreno es proveer a los músculos una ventaja sustancial.

El ambiente anabólico que creó es perfecto para el crecimiento muscular y la recuperación, haciendo que la síntesis de proteína se mantenga a un nivel elevado, las hormonas catabólicas son bajas, se produce una oxidación de la grasa (es un horno por así decirlo), los radicales libres se minimizan y los niveles de ATP y creatina se restablecen completamente.

Si realmente se pesasen esos músculos con este enfoque sobre nutrición , serían mucho más pesados, en un porcentaje interesante, de lo que serían si siguieras el enfoque tradicional de esperar un poco más. Con este enfoque, el atleta ha hecho todo para apilar los bloques de construcción muscular a su favor, siendo recompensado con un crecimiento adicional significativo y una composición corporal mejorada.

Además, probablemente no se sentirá dolorido ni fatigado al día siguiente para poder entrenar de nuevo y esta es una gran diferencia con el enfoque tradicional del primer enfoque hipotético utilizado; hay pocas cosas indiscutibles dentro de la nutrición deportiva y esta es una de ellas, porque lleva mucho de lógica y mucho más de ciencia por detrás.

Lo que haga el resto del día depende de cada uno, pero el enfoque en la suplementación específica es clave para el progreso o el derrumbe.

VUELVE A LEER LA PRIMERA PARTE

¿ Manejas tus tiempos en el post-entreno ?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *