El entrenamiento de los músculos inspiratorios

Publicado el 10 enero, 2014 | Research

Podría mejorar el rendimiento en deporte de resistencia y en todos los tipos de entrenamientos

Un estudio de la Universidad de Indiana encontró que el fortalecimiento de los músculos inspiratorios mediante la realización de ejercicios de respiración diarios durante seis semanas reduce significativamente la cantidad de oxígeno que estos mismos músculos respiratorios requieren durante el ejercicio, lo que hace que más oxígeno se pone a disposición de otra músculos, y según nuestro punto de vista, un descubrimiento importante.

Louise Turner, investigador americano, cita que el simple acto de respirar durante una actividad de resistencia como correr, nadar o andar en bicicleta realizados a la máxima intensidad, puede representar el 10% a 15% del total del consumo de oxígeno de un atleta resistencia; se ha demostrado que el entrenamiento muscular inspiratorio (IMT) mejora el rendimiento en deportes de resistencia , y este estudio buscó conocer los mecanismos a través del cual el IMT hace esto.

Este estudio ayuda a proporcionar más información sobre los posibles mecanismos responsables de la mejora del rendimiento de todo el cuerpo en los deportes de resistencia después de aplicar el método IMT.

La experiencia

En estudio doble ciego, controlado con placebo en donde participaron 16 ciclistas varones 18-40 años de edad que realizaron el entrenamiento IMT con un dispositivo de mano que proporciona una inhalación a través de sus resistencia, lo que requiere de un mayor uso de los músculos inspiratorios.

  • Para la mitad de los participantes del estudio, el dispositivo IMT se fijó a un nivel que proporciona la resistencia hasta que respiraron rápidamente y con fuerza.
  • Durante seis semanas se llevaron a cabo en ese nivel 30 respiraciones dos veces al día; los ciclistas en el grupo de control hacían los mismos ejercicios con el IMT ajustada a un nivel mínimo.

Después de seis semanas, cuando los participantes del estudio imitaron la respiración necesaria para actividades de baja, moderada y máxima intensidad, los músculos inspiratorios necesitaron alrededor de 1% menos de oxígeno durante el ejercicio de baja intensidad y requirió 4% menos durante el ejercicio de alta intensidad.

La IMT ha sido utilizada como una intervención en ciertas enfermedades, afecciones y enfermedades pulmonares como el asma, la EPOC y la fibrosis quística, y también se comercializa como un medio para mejorar el rendimiento atlético en los ciclistas, corredores y nadadores.

Turner presentó su documento, «El entrenamiento Muscular inspiratorio y El costo de oxígeno de la respiración durante el ejercicio» , el 3 de junio del año pasado en la reunión anual de la «American College of Sports Medicine»; y ahora se puso a examinar el otro componente de la ecuación que relaciona si existe una mayor cantidad de oxígeno disponible para otros músculos, se podría producir energía en particular según el objetivo de cada atleta, debido a que los músculos inspiratorios pueden consumir menos oxígeno con esta técnica.

Deja un comentario