Nutrientes adecuados para tu sistema nervioso

Publicado el 18 abril, 2018 | Health

Cuando piensas en seguir una dieta bien balanceada, podrías considerar el impacto que puede tener en la salud de tu corazón; ciertamente, un enfoque reflexivo de lo que consumes puede respaldar la capacidad de este órgano muscular para bombear sangre vital en todo tu cuerpo, ayudando en todo, desde regular la presión arterial hasta reducir el riesgo de ataques cardíacos y accidentes cerebrovasculares.

Pero la forma en que alimentas tu cuerpo y el impacto que tiene en tu función no se detiene allí; de hecho, lo que bebes y comes también afecta a todo tipo de órganos y sistemas que te  mantienen vivo y próspero. Eso incluye el sistema nervioso de gran alcance, que contiene el centro de control de tu cuerpo (el cerebro) y la columna, además de extenderse a todos los otros nervios de tu cuerpo, que se ramifican desde el sistema nervioso central hasta los músculos esqueléticos, brazos, piernas, dedos y dedos de los pies.

Ciertamente, los cambios en la dieta pueden aumentar la salud del cerebro como seguir nuestra dieta mediterránea, que según que según las investigaciones ayuda a proteger contra el desarrollo de la enfermedad de Alzheimer y la demencia. Por otro lado, la dieta MIND enfatiza alimentos como verduras de hojas verdes, que están repletas de luteína, previniendo el deterioro cognitivo, además de añadir bayas, nueces, frijoles y granos integrales, al menos una vez a la semana, añadiéndose aceite de oliva y aderezo a elección. La dieta también exige que las personas consuman menos de cuatro porciones de carnes rojas y productos cárnicos, y que consuman alimentos más pesados, desde pasteles hasta comida frita y mantequilla.

La importancia de las vitaminas B para el sistema nervioso

Tampoco es el cerebro la única parte del sistema nervioso que se beneficia de las mejoras en la dieta; los ácidos grasos esenciales, que puedes encontrar en alimentos como nueces, almendras y semillas de lino, son muy importantes para una piel sana, los nervios y las membranas celulares, pero la tiamina, una de las vitaminas B, también es importante para la salud nerviosa; esta vitamina se encuentra en pistachos, frijoles negros, en la carne de cerdo o la avena.

Hablando de las vitaminas B, cuando se trata del sistema nervioso, los expertos enfatizan la importancia crítica de los niveles adecuados de B12. De todas las vitaminas, la que es muy importante para el desarrollo del cerebro, así como para mantener o prevenir la depresión o la degeneración cerebral entre los ancianos, es la vitamina B12.

En realidad, un nivel de B12 adecuado, es fundamental para mantener la vaina de mielina, que rodea y protege los nervios; su deficiencia puede causar daño a la vaina de melina y problemas en el funcionamiento de los nervios, lo que redunda en síntomas como el hormigueo o el entumecimiento de los brazos. La vitamina B12 se encuentra naturalmente en productos de origen animal que van desde los mariscos hasta la carne, por consecuencia, los veganos o vegetarianos, deberían tomar suplementación.



Cupón Descuento MASmusculo.com STRONGSITE

Para las mujeres embarazadas y aquellas que están tratando de concebir, los expertos también enfatizan la importancia de otra vitamina B; el folato. Este nutriente es integral en el desarrollo del tubo neural, el precursor del sistema nervioso en los embriones, que se convertirá en el cerebro y la médula espinal. Es muy importante que la madre tenga el ácido fólico a bordo justo en la concepción, porque es cuando se forma el tubo neural en el bebé, además se recomienda que todas las mujeres en edad fértil consuman 0,4 mg de 400 microgramos de ácido fólico diariamente; el ácido fólico se encuentra en alimentos como frijoles, cacahuetes, garbanzos, brócolis, aguacates y espárragos.

Dos minerales para el sistema nervioso

El potasio y el calcio son dos minerales importantes para mantener un sistema nervioso saludable; puedes encontrarlos en plátanos y papas (para el caso del potasio) y productos lácteos (calcio), pero también en carnes magras y pescado, mientras que en el yogurt encontrarás tanto potasio como calcio, que también se encuentran en vegetales como la col rizada y el brócolis. Recuerda también tomar mucha agua, porque al mantenerte hidratado, podrías llegar a una función cognitiva óptima.

Suplementación clave para el sistema nervioso

Entre los suplementos, las opciones son varias: la lecitina de soja que evita que se agote la acetilcolina, específicamente en un entreno, así como la tirosina que estimula la dopamina y evita que se agote la noradrenalina. Sorprendentemente los BCAAs evita que la serotonina aumente en el peri-entreno, compitiendo con el triptófano y evitando así la fatiga.

Así como los expertos en nutrición ahora enfatizan los patrones de alimentación sobre los nutrientes individuales, no es que una dieta funcione mejor para el sistema nervioso y otras para el resto del cuerpo. Sino más bien, un enfoque equilibrado, sin mencionar el hecho de no comer en exceso, ayudará en áreas que van desde el control del peso y la reducción del riesgo cardiovascular hasta la promoción de la salud de tu sistema nervioso.

¿ Mantienes tus nervios a raya mientras haces dieta y entrenas ?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *